La sentencia declara inconstitucionales las resoluciones que vulneraron el derecho a la protección de datos personales de una persona frente a informaciones difundidas en la red.

El Constitucional ampara al recurrente en su solicitud de supresión de ciertos datos que resultaban descalificatorios de su trabajo, publicados por terceros en EEUU y a los que se podía acceder en España a través de Google.

El fallo recuerda que los buscadores de internet deben respetar el derecho a la supresión de esos enlaces cuando infrinjan la normativa de la Unión Europea y española en la materia.

Además, la resolución destaca que en este caso se ha vulnerado el derecho fundamental del recurrente, dado que los comentarios de descalificación de su actividad profesional no cumplían los parámetros de interés público ni se justifica el mantenimiento de los enlaces como fundamento para que las anteriores sentencias negasen al recurrente que prevaleciera su derecho al olvido.

Fuente: Expansion.com