El Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) recoge un nuevo derecho, el de la portabilidad de nuestros datos, completando de esta forma el  derecho de acceso y permitiendo así a las personas obtener los datos facilitados al responsable del tratamiento en un formato estructurado, de uso común y de lectura mecánica.

La Agencia Española de Protección de Datos ha emitido una resolución sobre el derecho a la portabilidad respecto a los datos que deben ser proporcionados y  cuáles son los datos que se entienden“facilitados” al responsable de tratamiento y a los que se refiere el RGPD.

La resolución nace de la reclamación presentada por un usuario que ejerció su derecho de portabilidad ante una empresa de telecomunicaciones y que no quedó satisfecho con los datos entregados por la misma, ya que únicamente querían permitir la portabilidad de los datos que directamente había facilitado el solicitante: nombre, apellidos, DNI, teléfono, dirección, correo electrónico y datos bancarios, mientras que el reclamante exigía también ciertos datos enumerados en la política de privacidad y derivados del uso del servicio como son los de productos o servicios, consumo, tráfico, visitas a webs y localización.

La resolución entiende que la portabilidad de los datos fue realizada de forma incompleta y que el responsable de tratamiento sí debió haber facilitado algunos de los datos reclamados por el usuario.

Esta decisión amplia el contenido del derecho a la portabilidad a ciertos datos resultantes del uso del servicio como son los de consumo, tráfico y localización, pero sin incluir los datos sobre visitas a páginas web.

Para visualizar en contenido de la resolución, pulse aquí: Resolución AEPD Datos Portabilidad
Fuente: Aepd.es