El Supremo se pronuncia en un caso en el que tras el despido de un trabajador se puede pedir mayor indemnización de la prevista si el contrato objeto del despido fuera de una categoría profesional inferior a la real en el momento del cese.

El fallo aborda cuál debe ser el salario acorde a la categoría profesional en el seno de un proceso de despido o cese del trabajador y si tiene cabida la reclamación de una mayor indemnización si la empresa categorizaba al mismo por debajo de su verdadera cualificación para minorar su salario o si, por el contrario, una vez que el trabajador acepta el contrato, esta relación se naturaliza sin que quepa una posterior reclamación.

El Tribunal Supremo entiende que se le ha de indemnizar respecto de su verdadera categoría profesional.

Para visualizar la sentencia, pulse aquí: Sentencia Tribunal Supremo
Fuente: Economistjurist.es